" />
 
Lugares Fascinantes de Colombia
        Inicio arrow Lugares arrow El Estrecho del río Magdalena

El Estrecho del río Magdalena PDF Imprimir E-Mail
lunes, 03 de julio de 2006

Desde su nacimiento en el sur del país y en su travesía hasta el mar Caribe, el río Magdalena despierta en los colombianos muchas pasiones, siendo la ruta fluvial más importante de Colombia. El río Magdalena fue descubierto por Rodrigo de Bastidas en 1501 cuando todavía los nativos que transitaban por él lo denominaban Yuma, que significa río amigo.

Pero el río Magdalena a pesar de toda su belleza no es tan amigo en la altura de San Agustín (Huila) donde se forma el famoso Estrecho que me puso piel de gallina.

La Semana Santa de este año la pasamos en el departamento de Huila, descubriendo la misteriosa cultura indígena de San Agustín. De allí una mañana bajamos en carro a conocer el espectáculo que hace el río a apenas unos veinte kilómetros del pueblo. Allí, entre las enormes rocas que forman una especie del túnel, el río Magdalena se ve obligado a reducir su ancho hasta 1.70 m (las fuentes dan las siguientes informaciones: 1.20 m, 1.50 m, 1.70 m o 2.20 m, así que estoy tomando la media) y formando un verdadero torrente. El río se vuelve furioso, se espuma y baja con una velocidad increíble, chocándose contra las piedras que solo le dejan un pequeño paso a este titán de la naturaleza. El rugido del río es espantoso y provoca mucho temor.

“A varios se ha tragado el río”, cuentan los habitantes de San Agustín. Muchas personas arriesgan su vida saltando el Estrecho a pesar de la campaña desarrollada en el pueblo que advierte a los turistas que esta práctica está prohibida. Como cuenta la leyenda, es imposible saltar de una orilla a la otra a pesar de que el caudal parece muy estrecho. Las piedras en ambas partes están inclinadas hacia el caudal, así que es muy fácil resbalarse y caer en las aguas bravas del río. La corriente en este punto es muy poderosa y forma constantes remolinos. No se conoce ni la profundidad del río ni su fondo. Muchos perdieron la vida en las aguas tormentosas del estrecho del río Magdalena. En la mayoría de los casos no se han encontrado los cuerpos.

Es por esta razón que no es recomendable arrimarse mucho al Estrecho. Un paso puede acabar con la vida del más valiente. Yo me acerqué con mucha precaución para mojarme las manos en sus aguas que me salpicaron con mucha fuerza. El Estrecho hechiza como un demonio que quiere apoderarse de estos valientes estúpidos que se creen más sagaces que él. Los que se atreven a saltarlo, mueren en sus profundos brazos.


Powered by Castpost
 
< Anterior   Siguiente >







Design by: Astrolabio /

Sobre mí Apuntes de Ewa Kulak Álbum fotográfico de Ewa Kulak Contacto con Ewa Kulak Así es Colombia Costumbres colombianas Lugares en Colombia Personajes colombianos Leyendas colombianas Recetas colombianas Fotografías de Colombia Ir a la Galería Macondo Versión en español Wersja polska